Estimadas amigas, la semana pasada estuve muy ocupada reivindicando la lucha de las mujeres. ¿Significa esto que no he entrado en Tinder? No. Yo es que estoy a todo. ¿Es posible que el feminismo esté llegando poco a poco a nuestra querida app? Claro que no. Los hombres que vais a ver ahora definitivamente no son feministas. Ni aliados. Ni siquiera simpáticos. Son unos resentidos de mierda.

Después de las entregas del Ejemplar Entrenador Personal y el Ejemplar Pacma, llegamos con un nuevo fascículo de los prototipos de hombres en Tinder: Los hombres que no amaban a las mujeres. Los hombres a los que la vida les ha tratado mal. Hombres víctimas del matriarcado. Por favor hacerles casito que están tristes. Por favor celebrad con ellos el día del hombre, que necesitan más protagonismo en la historia.

Pensaréis que soy una exagerada y que seguramente no haya muchos así por Tinder. Pero haberlos haylos. Bastantes, además. Mejor verlos:

EL EJEMPLAR RESENTIDO

adj. Dicho de una persona: Que se siente maltratada por la sociedad o por la vida en general. U. t. c. s.

Este tipo de hombre se dedica a explicar cómo tú, como mujer en caza furtiva de hombre, no debes ser. Y esto lo hace a través de una app para ligar, porque… dónde si no. Definitivamente sus habilidades para camelar, sus habilidades sociales, sus habilidades como hombre y sus habilidades como ser humano escasean. Porque por lo visto si algo requerimos las mujeres es que nos digan cómo debemos comportarnos y cómo no hacerlo. Ayudadnos, por favor, necesitamos que nos guiéis en nuestra vida.

Un hombre resentido busca una tía normal

01.jpg
Estoy a punto de darte un like. Pero espera un segundito que tengo que montar un pollo por aquí antes.

La verdad es que rodearte de histéricas monta-pollos es agotador. Cómo tiene que haber sufrido, el pobre, en sus 31 años de historia. Este señor es que es un mártir, pero con las ideas claras. Tías normales, por favor.

04.png
“Bipolares no, por favor” te digo con mi mirada de resentido sentado en una roca en la nieve.

Histéricas, monta-pollos, bipolares… lo típico que esperas leer cuando entras en Tinder.

10.png
El colega gaditano es mucho de chuletas con ketchup y batido, de follar y de normal girls, please.

Conozco muchas mujeres guapas, fantásticas, maravillosas, grandiosas y fabulosas (ricas no tanto). Pero todas ellas son locas del coño, colegui gaditano. Sorry porque no somos normal girls.

Por cierto, os recomiendo muy mucho seguir a Locas del Coño en las redes y en su web. Sororidad como autodefensa feminista.

07.png
Te estás ganando un like. Ah no, espera. Al final NO.

Los resentidos son mucho de exigir gente normal y a la vez estar en contra de las exigencias. Son un oxímoron en sí mismos. Este señor en concreto está dolido porque todas las mujeres pedimos hombres de mínimo 1,80 de altura, pero luego no damos ni la mitad de lo que exigimos. Vamos, que queremos 1,80 y no medimos más de 90 centímetros. Les ha pasado a todos.

De un resentido también puedes adivinar de qué pie cojea por dónde pone las comas. Véase el “Me gustan muchas, cosas”. Ay, amigo. Baja de la parra.

09.png
Mira Pablo, me pego un tiro antes de darte un like.

Unos pequeños trucos del hombre resentido:

  1. Criticar que a la gente le guste viajar (¿?)
  2. Cuestionar la originalidad y divinidad de las mujeres
  3. Exigir normalidad
  4. Creerse superior intelectualmente
  5. Solo juntarse con emprendedores con empuje (¿?)

Otro día hablaré de los emprendedores del Tinder. Eso da para otro post bien largo.

Un hombre resentido necesita que le hablen

02.jpg
Uoooohhhh vete al logopeda

Qué pena que no me oigais. Si pudiera, incluiría aquí el audio del RAP DEL LOGOPEDA. Es de rima asonante, pero podría convertirlo en hit.

Un hombre resentido busca una niña apasionada

03.png
Hola Víctor, lo primero: ¿estás flotando en un croma? Lo segundo, me abstengo porque soy frígida.

Español, madrileño, republicano (si aceptamos el voileta como color), pero siempre apasionado. Ese es el macho ibérico. Ahhh si es que huelo a hormona desde aquí ya. Qué gusto, qué placer.

Jopelines, pero qué pena ser una frígida (con acento en la primera i). Víctor (con acento en la i), tengo que pasar de ti. Soy demasiado poco mujer, te pido perdón de antemano.
Ni comento la grima que me da que usen la palabra “niña” en Tinder.

Un hombre resentido precisa de más que un cuerpo bonito

+ tinder resentido
¿Qué les pasa a los hombres con los dedos en la frente? Cuñadanos.

Qué profundos sois los hombres, joder. Si es que no logramos la igualdad porque no podemos equiparar toda vuestra sabiduría y saber estar con nuestro infantilismo y superficialidad. Yo es que solo tengo la cabeza en la fiesta y el fin de semana. Cuando llega el domingo mi cerebro se fagocita. No llores, que puede volver pulsando con dos dedos en la frente. Pero no me toques mucho que mi cuerpo bonito se marchita y lo necesito para la fiesta del fin de semana. Qué sincera, natural y sencilla soy. Perfecta candidata al amor del de verdad.

tinder resentido
Acabar con un “gracias” después de faltar. Classic.
Entrar en Tinder para ligar, empezar a escribir tu perfil. Primero empiezas enfatizando los típicos odios universales como la falsedad. Y al final se te acaba yendo de las manos insultando a las mujeres que engañan.

¡Sí! ¡Somos gente divas malvadas! Empezamos engañando en las fotos porque queremos que se reconozca nuestro verdadero don: ¡engañar en persona! Pero qué crueldad. Gracias.

Un hombre resentido no busca na

06
¿Que si busco amor? ¿Que si busco sexo? ¿Que si busco una tuerca que apretar con mi llave inglesa?

El truco sutil del resentido es acabar con un guiño y besito, y parecer gracioso. Entre medias digo que las mujeres están locas, pero luego te pongo un emoji con un besín y muchos jajas de por medio, y mira qué bien, oye. Además te cuelo una foto de mi torso desnudo con una llave inglesa porque… no sé, si yo no busco ná que estáis a cual más loca.

Y con este post ni-feminista-ni-machista-sino-igualdad me despido con una última foto. Solo para gente que habla inglés:

11.png
No olvidéis, queridos hombres, además de ser machistas, ser un poco gordófobos también.

 

6 Comentarios

  1. Me parto con el artículo. Buenísimoo!! El otro día escribí mi primera experiencia con Tinder y hoy va la segunda de un hombre resentido. Igual pensáis que soy mala persona. Resulta que después de mi experiencia tan traumática en Tinder, decidí darle una segunda oportunidad. No tenía ninguna intención de buscar pareja esta vez porque me gustaba otra persona, sin más ver que se cocía por ahí, una tarde de invierno de enero. Bien, pues allá va. Le dí a like y tachaaaaan match. El chico era un resentido que le había dejado su novia hacía dos meses cuando él le estaba pidiendo matrimonio (o eso cuenta él). Empezamos a hablar y bueno, con el rollo de sensible y dolido seguimos quedando pero siempre fui sincera con él en que me gustaba otra persona. Él decía que me lo haría olvidar…total nos plantamos en junio. A mi algo no me cuadraba en todo lo que contaba, que si estaba enamorado de mi, era la futura madre de sus hijos, todos en su contra, siempre con su mala suerte, todas querían liarse con él,…y empecé a huir poco a poco. Hasta que le pillé en Tinder buscando jaleo!! Esta vez pasé olímpicamente de hacerme un perfil falso porque ya sé cómo funcionan las mentiras.

    Hoy es el día que sé que esta con una chica de unos 22 añitos, y que la está engañando enviando mensajes sexuales con fotos con otras chicas. Vamos que esta semana he tenido que soportar recibir fotos suyas en instagram como dios lo trajo al mundo con el correspondiente dolor de estómago que eso me ha supuesto y la rabia de saber lo que hace y aguantando frases de: quieres a otro tío, he sido tu capricho, me has mentido. Cuando he sido claro desde el minuto 1 y no veía futuro con él.

Deja un comentario que me enamore